Pastel de Coco Vegano



Admiro tanto la filosofía de vida vegana. Admito que para mí sería casi imposible de practicar, amo comer huevos por las mañanas, tomar un vaso de leche bien fría con una galleta de trozos de chocolate y poner mantequilla sobre mi pan. Son cosas que por el momento no estoy dispuesta a renunciar, al menos no para siempre. 

Si quieres incluir en tu dieta los postres veganos, practicas el veganismo o simplemente como yo, le quieres dar un descanso a tu pansita de alimentos de origen animal, esto te encantara.

Cuando me decidí a hacer la receta, estaba un poco escéptica y a la vez le tenía mucha fe. Bueno escéptica por que eran casi los mismos ingredientes que se utilizan al hacer un pastel pero sin huevos y ningún producto animal, ¿quedaría bien?. Con fe, por que sería una receta genial y VEGANA. Y si esto no fuera suficiente, para hacer el pan no ocupamos de la batidora. Y la textura es tan ligera y esponjosa que parece que la mezcla fue batida por largos minutos.



La mayoría del tiempo cuando hago un pastel primero horneo y para el día siguiente dejo el frosting. Esta vez tenía el tiempo suficiente para hacer todo el mismo día. Ya me preparaba para hacer el frosting cuando abrí el bote del aceite de coco, y estaba completamente derretido. Lo bueno que esto tenía solución y afortunadamente todavía tenia un día más para terminar el pastel. Calculé la cantidad que necesitaba del  aceite de coco, lo puse en un contenedor hermético y la lleve a refrigerar por toda la noche. Al día siguiente lo saqué para que tomara consistencia cremosa (tal y como lo hacemos con la mantequilla).- Esto es algo de lo que debemos estar pendientes-.

Como decoración utilice coco fresco tostado. Para mi suerte cuando fui a un mercadito que tengo cerca de casa, tenían cocos listos, sólo con la cascara interna, así que ya no fue difícil abrir el coco.  De encontrar cocos destopados, meterlos a una bolsa ziploc (o dos) y golpear con un mazo o martillo para que abra (es muy complicado abrir con un cuchillo), apartamos el agua de coco, metemos a refrigerar que es más rica fresca y más tarde la tomamos. Con la ayuda de una cuchara quitamos toda la pulpa del coco.




Pastel de Coco Vegano
Ingredientes.

Para el Pastel:
  • 2 1/2 taza (375 g ) harina todo uso + para moldes
  • 1 1/4 taza (250 g ) azúcar granulada blanca
  • 1 1/2 cdita. polvo para hornear
  • 1 1/2 cdita. bicarbonato de sodio
  • 1/2 cdita. sal de mar fina
  • 1 1/2 taza (360 ml) leche de coco sin endulzar 
  • 3/4 taza (180 ml) aceite de canola + para moldes
  • 2 Cdas. extracto de vainilla
  • 1 1/2 Cda. vinagre de sidra de manzana (o vinagre blanco)

Para el Frosting de Coco:
  • 1 1/2 taza  (300 g) aceite de coco, solido a temperatura ambiente.
  • 4 tazas (480 g) azúcar glass
  • 2 a 6 Cdas. leche de coco sin endulzar
  • 1 1/2 cdita. extracto de vainilla


Para la Decoración:
  • 1 coco con cascara interna



Procedimiento.

Para el Pastel:
Precalentamos el horno a 350 ºF (180 ºC). Preparamos tres moldes de 6 inch. (15-16 cm) con aceite, círculos de papel encerado en el fondo y harina, quitando bien el exceso. Dejamos de lado.
En un bowl grande mezclamos todos los ingredientes secos, incluida el azúcar y mezclamos un poco con la ayuda de un batidor de globo.
En otro bowl o en una taza medidora grande mezclamos todos los ingredientes húmedos y vaciamos sobre la mezcla de ingredientes secos, batimos sólo hasta combinar. -No sobre batir-.
Repartimos la mezcla en los moldes. Horneamos de 35 a 40 minutos, (rotamos en las 3/4 parte del horneado) hasta que al insertar un palillo salga limpio. Dejamos enfriar en los moldes por 10 a 15 minutos, pasado ese tiempo pasamos a una rejilla para enfriar por completo.
Con la ayuda de un cuchillo de sierra nivelar todas las capas.



Para el Frosting de Coco:
Cernimos el azúcar glass. Batimos el aceite de coco por 2 a 4 minutos, en la batidora (si es K.A. con el aditamento de pala) a velocidad media-alta, hasta que este suave. Bajamos la velocidad y agregamos el azúcar glass, vainilla y la leche de cuchara en cucharada. Hasta que el frosting tenga consistencia untable. (Tal vez no se ocupe toda la leche). Batimos por dos minutos más a velocidad media-alta, hasta que este suave y esponjoso.


Para la Decoración:
Precalentamos el horno a 350 ºF (180 ºC)
Hacemos un pequeño orificio con un cuchillo al coco para sacar el agua. Dejamos para otro uso.
Partimos a la mitad el coco y con un pelapapas sacamos tiras finas. Ponemos el coco de manera uniforme sobre una charola con papel encerado y llevamos a hornear por 10 a 15 minutos (o más dependiendo lo oscuro que quieras el coco. Ten en cuenta que algunas tiras serán más oscuras que otras). Movemos de vez en cuando durante el horneado. Dejamos enfriar por completo.
Apartamos un poco para el top del pastel, el resto lo pasamos a la licuadora o procesador, no es necesario que sea muy fino.


Para el Armado:
Ponemos la primera capa de pastel boca abajo sobre el plato o base, ponemos un poco de frosting. La siguiente capa boca arriba, ponemos frosting y la última capa boca abajo. Cubrimos todo el pastel, con una espátula alisamos (no es necesario que sea perfecto, el coco tapara todas las imperfecciones). Ponemos coco por todo alrededor y las tiras que reservamos encima del pastel.
Incluso se puede poner coco entre las capas, alcanzara perfectamente.  -Nunca es demasiado coco-.





Notas.
-En caso de que el aceite de coco este derretido, llevar al refrigerar por 8 horas aproximadamente y después sacar para que tome consistencia suave y empezar con el frosting.

-En el momento que se hace el frosting, debemos armar el pastel. Ya que el aceite de coco es un poco voluble en cuanto al clima se refiere no le gusta el calor por que se derrite un poco y el frío lo endurece, Así que costara más trabajar con el.

-Guardar el pastel en el refrigerador de 3 a 4 días (tomar en cuenta el punto siguiente)

-El aceite de coco se pone duro como una roca al refrigerar, ocupamos dejar el pastel aproximadamente 1 a 2 horas a temperatura ambiente para que vuelva a estar suave.





Fuente: Receta adaptada de Chef Chloe


La textura del pastel ha quedado incluso mejor que otros que tienen huevo y mantequilla. Es esponjoso y húmedo. Me volví fan de este pastel. El frosting con ese delicioso aroma y sabor a coco, lo crocante del coco tostado, ¡es para enamorarse!.



¡Que lo disfruten!
Bruni's boulangerie


Comentarios

  1. ¡¡Hola Maribel!! ¡¡Con lo que me gusta a mi el coco!! ¡¡Y qué pastel nos traes hoy!! ¡¡Es una maravilla!! Me encanta la presentación, ¡¡es preciosa!! La textura del pastel es maravillosa, creo que yo también me enamoraría de él. Nada más ver este pastel se me ha hecho la boca agua, ¡¡me lo llevo corriendo a Pinteres!! Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas Gracias Isabel!
      Lo sé, ya nos has preparado recetas en tu blog con coco que me han fascinado.

      Miles de besos.

      Eliminar
  2. Estoy viendo el trozo que tengo delante y se me hace la boca agua!! Maribel, qué pastel tan espectacualr. Yo soy como tú que no podría pasar sin algunos ingredientes que la dieta vegana no admite pero te digo que que con este pastel se disfruta de lo lindo, qué gusto. Hay que ser una experta pastelera para hacer esta delicia, ya me gustaría a mí!! Un beso cariño y a disfrutar todo lo que puedas!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que llevar una dieta vega es complicada para algunos (como tu y como yo, jeje), pero un día o al menos poder disfrutar de un postre y que ni cuenta te des que sea vegano, es más que bienvenido.

      Mi querida Elisa, te agradezco mucho estas palabras. Voy mejorando día con día y la verdad es que me siento orgullosa de lo que he aprendido y me encanta poder compartirlo.

      ¡Un beso más grande!

      Eliminar
  3. El corte es espectacular Maribel, ha quedado muy elegante y atractivo. Quién se resiste a esa esponjosa textura? Ya me gustaría a mi dar cuenta de él...Si puedes sentirte orgullosa y tu familia lo mismo que los deleitas con tan buena repostería. Bss.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ayyy Carmen, gracias por tantas palabras tan bonitas.
      Te mando un abrazo grande. ¡Feliz fin de semana!

      Eliminar
  4. Me encanta tu página!! me quedo por aquí, te invito a apsarte por mi blog :)

    ResponderEliminar
  5. Mi preciosa amiga, me pasa lo que a ti, creo que no puedo renuciar a un buen vaso de leche, a una buena mantequilla, y aun buen trozo de carne, pero para nada me importaria tomarme de postre un buen trozo de este pastel que tiene que saber a gloria bendita y que te ha quedado precioso de verdad. Mil besicos cielo de tu amiga que te quiere mucho

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Definitivamente para nosotras sería muy complicado renunciar a tan deliciosos ingredientes, jeje.
      Mi querida amiga siempre un gusto tenerte aquí, aún más con estas letras que me escribes.

      ¡Un abrazo y beso grande con todo mi cariño!

      Eliminar
  6. Yo tampoco podría renunciar a ciertos alimentos, pero me gusta experimentar con recetas veganss de vez en cuando. Me parece muy interesante.
    No me gusta mucho el coco, pero tiene una pinta increíble.
    Un saludo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya somos dos Marta.
      Lástima que el coco no sea de tu agrado te debo una receta vegana sin coco.

      ¡Un beso grande!

      Eliminar

Publicar un comentario

INSTAGRAM @brunis.b

            

Favoritos de la Semana