Ir al contenido principal

LO MÁS RECIENTE

Helado de Mamey

¿Cómo les fue con el calor en el mes de agosto?
Donde yo vivo tuvimos el día más caliente del año (aunque yo no sentí uno, sentí como tres). Fue de esas veces que hasta hacer el más mínimo esfuerzo, te pesa en el alma.
Pero no todo fue calor y sufrimiento, de hecho también tuvimos una semana en la que la temperatura bajó considerablemente. Incluso, un día durante toda la mañana estuve muy abrigada con un suéter. No podía creer que en pleno verano me encontrara tan cubierta.

Ahora nos encontramos en septiembre que aunque todavía tenemos días con calor, es un calor diferente, uno que se disfruta. Además, ya estamos a nada de despedir el verano y darle la bienvenida al otoño.
Sé que el otoño es la estación favorita de muchos, Yo no podría decir que es mi favorita, porque cada estación tiene lo suyo, y todas se disfrutan de una manera diferente y especial.
Pero de que la espero con emoción, eso no puedo negarlo.

Casi todo el mes pasado mantuve mi horno apagado, y no fue porque le tuviera…

Chocolate - Guinness Cake con Salsa de Caramelo al Bourbon y Merengue Tostado




Siento que ha pasado toda una eternidad desde que publiqué el Crumble de Frutas.
Tantas cosas han pasado estas semanas, que por más que quería sentarme a escribir este post, no se me hacía.
 A veces no publico simplemente porque la receta no me quedado como esperaba. Sin embargo ahora ha sido porque estábamos en los últimos días de escuela para Saúl; en planificación de actividades en el preescolar, inscripción de campamento de verano (me hace mucha ilusión, es su primera vez). Hace dos semanas mi esposo se fue unos días a Manzanillo por su trabajo, mi querido Manzanillo. Ha sido un lindo desajuste a mi rutina, el que mi esposo se fuera no tan lindo, lo extrañamos muchísimo.

Otra cosa no tan linda fue que cuando tuve el tiempo de sentarme a escribir la receta, hubieron algunos problemitas para editar mi post, no podía escribir, ni poner fotos, nada de nada. Primero pensé que era blogger, incluso mandé un correo para que me lo resolvieran, pero al cambiar de computadora, después de unos días me di cuenta de que era mi computadora viejita. Desde febrero tengo nueva computadora, pero aún no me acostumbro del todo, la otra ya era todo un desastre, pero me encantaba. 

Y esta semana que acaba de pasar, ¡estaba de vacaciones!, tome vacaciones sin querer queriendo.
Era la primera vez que mi esposo tenía vacaciones en verano. A mi esposo le toca como un mes de vacaciones y nunca toma todas esas semanas, las va repartiendo durante todo el año. A mí me parece excelente ya que a veces salimos de la ciudad y algunas otras simplemente es para pasarla a gusto y descansando en casa. Y esta vez así fue, no salimos de la ciudad, pero nos la pasamos de vagos, aunque también algunos días disfrutamos el de no hacer nada, casi ni cociné y siendo sincera sólo limpié mi casa por encimita. 

No me perdonaría dejarlos más tiempo sin receta y sobre todo sin avisarles, así que aquí estoy compartiendo la receta que les había prometido hace dos semanas en mi instagram.

Creo que me extendí demasiado contándoles lo que me ha pasado estas últimas semanas. Ahora sí, les cuento de este cake...

Hace unos meses fui a Target (una de mis tiendas favoritas San Diego). Y vi en la sección de revistas, una revista que me llamó mucho la atención, era sólo de pasteles, de todo tipo. La fotografía y las recetas que tenía eran maravillosas. La que más me llamo la atención fue la receta que les comparto hoy. Decidí recrearla en casa, tomando la idea solamente, pero inmediatamente me dije: ¡haz este! Sin embargo por más genial que estaba la revista con el precio que tenía no la compraría, me he comprado libros con ese costo. Así que le tome fotos a la revista.
Les pido que no me juzguen.




Pero, ¿qué creen? Yo había cambiado de celular, y no recordaba que las fotos estaban en mi anterior celular, el cual ni siquiera prendía, murió de repente.
Hice el intento, lo cargué de nuevo. Y ocurrió un milagro, ¡prendió! Por poquito no se me hacía recrear el cake.

Hice unos pequeños cambios en la receta, lo único que le cambié totalmente fue la Salsa de Caramelo al Bourbon y fue porque pedía demasiados ingredientes, y uno de ellos no lo tenía. Y como yo ya había hecho el año pasado una salsa de caramelo al bourbon para este pastel y me gusto mucho, la hice de nuevo. Es la salsa de caramelo más deliciosa. En esta ocasión a diferencia de la vez pasada le puse un toque de sal de mar, y sabía increíble. La pueden usar para lo que quieran, para pancakes, helados, cheesecakes, lo que más se les antoje.

Con esta salsa de caramelo vamos a remojar el Cake de Chocolate y Guinness, ya se están imaginando el sabor, ¡¿verdad?!
Y vamos a cubrir el cake con un Merengue. Que por cierto se me llegó finamente  el día de estrenar uno de los regalos que me dio mi esposo en mi cumpleaños, algo que deseaba tanto de mi wish list, ¡el bendito soplete!

Me gusto tanto, tanto la apariencia que le da el merengue quemado. 
Aunque la verdad, tenía un tremendo nervio de usar el soplete, incluso le puse el gas afuera de mi casa. La pensé tanto para usarlo. Les digo que desde mi cumpleaños, en abril. Pero es de lo más fácil. Todo mi nervio respecto al soplete no tenía razón de ser.
Sólo si deben de tener cuidado y seguir al pie de la letra el instructivo.





Chocolate - Guinness Cake con Salsa de caramelo al Bourbon y Merengue Tostado



Para la Salsa de Caramelo al Bourbon:
  • 1 taza (240 ml) crema espesa para batir (heavy cream), a temperatura ambiente 
  • 1/2 cdita. extracto de vainilla 
  • 1 Cda. bourbon (utilicé Jim Beam) 
  • 6 Cdas. agua 
  • 1 taza (200 g) azúcar granulada blanca 
  • 1/8 cdita. sal de mar fina 


Para el Cake de Chocolate y Cerveza:
  • 1 1/2 taza (225 g) harina todo uso + para molde 
  • 1 1/4 taza (250 g) azúcar granulada blaca
  • 1/2 taza (45 g) cocoa natural en polvo + para molde 
  • 3/4 cdita. bicarbonato 
  • 3/4 cdita. polvo para hornear 
  • 3/4 cdita. sal de mar fina 
  • 1 taza (240 ml) de buttermilk* 
  • 6 Cdas. aceite vegetal 
  • 1 huevo + 1 yema, a temperatura ambiente y ligeramente batidos 
  • 3/4 cdita. extracto de vainilla 
  • 3/4 taza (180 ml) cerveza stout (utlicé Guinness)*


Para el Merengue:
  • 4 claras de huevo, temperatura ambiente 
  • 1/2 cdita, extracto de vainilla 
  • 1/2 cdita. cremor tártaro 
  • 1/8 cdita. sal de mar fina 
  • 3/4 taza (150 g) azúcar granulada blanca




Procedimiento.
Para la Salsa de Caramelo al Bourbon:
Agregamos el extracto de vainilla y el bourbon a la crema espesa, dejamos de lado.

En una olla mediana de fondo grueso agregamos nuestra azúcar y agua, mezclamos un poco y llevamos a fuego medio (no mezclar cuando lo tengamos en el fuego, ya que eso hace los cristales de azúcar). En el momento que el azúcar comience a ponerse de un tono dorado en las orillas, movemos la olla de un lado a otro delicadamente (con mucho cuidado ya que es peligroso una quemadura con caramelo). Cuando tenga un color dorado en todo el caramelo y un poco más oscuro en las orillas, ya está listo (si tienes termómetro de caramelo debe marcar de 175 ºC a 190 ºC). Tardaremos de 6 a 8 minutos en tener nuestro caramelo. Removemos del fuego el caramelo y con mucho cuidado agregamos inmediatamente la crema espesa/bourbon con cuidado, en forma de hilo y sin dejar de revolver con una cuchara de madera al mismo tiempo. Agregamos la sal y mezclamos bien.

Pasamos la salsa de caramelo a un frasco, dejamos que tome temperatura ambiente y tapamos.

Esta salsa de caramelo se puede hacer con anticipación, si lo haces llévala a refrigerar y cuando sea el momento de usar en el cake es necesario sacarla unos minutos para que la consistencia se ponga más ligerita ya que en el el refrigerador se pone más untuosa.


Para el Cake de Chocolate y Cerveza:
Precalentamos el horno a 350 ºF (180 ºC), preparamos un molde de 22 cm con aceite, cocoa y con un círculo de papel encerado en el fondo.

En una olla pequeña llevamos a hervir la cerveza.

En un bowl grande mezclamos nuestra azúcar, harina, cocoa, bicarbonato, polvo para hornear y sal.

En un bowl mediano mezclamos con un batidor globo el buttermilk, aceite, huevo, yema y vainilla. Agregamos esta mezcla a nuestra mezcla anterior de ingredientes secos, y mezclamos sólo hasta incorporar. Agregamos la cerveza (que aún debe estar caliente) y mezclamos hasta que nuestra mezcla esté suave.
Ponemos en el molde y llevamos a hornear por 35 - 50 minutos, hasta que al insertar un palillo salga limpio.

Dejamos en el molde por 10 minutos, pasado ese tiempo lo sacamos.


Para el Merengue:
El el bowl de la batidora ponemos a batir (con el aditamento de batidor globo) nuestras claras, extracto de vainilla, cremor tártaro y sal, a velocidad alta hasta que esté espumoso. Ahora agregamos el azúcar de una cucharada a la vez. Continuamos batiendo unos minutos más a velocidad alta hasta que tenga picos firmes y brillosos.
Usamos de inmediato.


Para el Armado:
Vamos a remojar el cake con la salsa de caramelo, el cake aún debe estar caliente. Hacemos unos 10 hoyos en el cake. Yo los hice con la parte trasera de una cuchara de madera, sin embargo pueden hacer muchos hoyitos pequeños por todo el cake con un tenedor. Ponemos 3/4 taza del caramelo, poco a poco para que se impregne bien. Dejamos enfriar completamente. El resto del caramelo lo reservamos para el final.

Ahora agregamos todo el merengue al cake y con una espátula lo esparcimos. Quemamos el merengue con la ayuda de un soplete.
Al momento de servir el cake ponemos un poco (o "un mucho") de la salsa de caramelo.







Notas:
-La salsa de caramelo dura hasta 15 días en refrigeración.

-Si no encuentran bourbon, pueden utilizar algún whiskey o incluso un ron oscuro.

*Yo utilicé buttermillk casero = 1 taza de leche entera + 1 cdita. vinagre y dejamos reposar 10 minutos. Tendrá la consistencia de leche cortada.

**Para la cerveza también pueden utilizar porter. Y para los que viven en México o la puedan encontrar, les recomiendo bohemia oscura. Cuando yo hago este tipo de cakes con cerveza y no tengo tan a la mano la guinness es la que utilizo.

-Para el merengue, es muy importante tener libres de grasa nuestro batidor y el bowl donde vamos a hacer el merengue para tener un buen batido y se esponjen las claras.

-El cake se conserva muy bien en el refrigerador hasta por tres días. Yo tenía miedo de que el merengue se endureciera, pero de hecho sabía increíble con el merengue ligeramente más firme, parecía marshmallow.






Fuente: Como les decía esta receta fue inspirada en una revista. Tome fotos de la receta, pero no de la portada de la revista, creí que recordaría el nombre, pero no, no lo recuerdo. Sólo recuerdo que tiene Cake o Cakes en el titulo | Salsa de Caramelo al bourbon ligeramente adaptado de Cupcake jemma



El cake es súper simple de hacer, ni siquiera se ocupa de una batidora. Y el merengue sólo se necesita echarle ojito a la batidora para que nos quedé la consistencia deseada y bueno la salsa de caramelo la pueden hacer con mucho tiempo antes, yo la hice dos días antes.

Además del miedo que le tenía al soplete, al ver la foto de esta receta en la revista se me hacía todo un desafío, pero les soy muy sincera al decirles que la verdad no lo es.

Y del sabor, ¿qué les puedo decir? Todos quedamos fascinados, en esta ocasión no sólo entre mi esposo y yo nos comimos esta deliciosura, les toco rebanada a mi mamá, a mi hermana e incluso hasta para llevar. ¡A todos les gusto muchísimo!



P.D. Por más que últimamente le huyo a los nombres largos de las recetas, no pude evitar hacerlo de esa manera en esta ocasión.




¡Que lo disfruten!
Bruni's boulangerie

Comentarios

  1. Hola querida amiga!! Es cierto que echaba de menos tus recetas y saber cosas de ti. Ya veo que todo está bien, es lo importante!! Encontrar la revista ha sido un acierto porque el postre que nos tres es una maravilla, sólo apto para expertas pasteleras como tú. Creo que no me atrevería ni a empezar, jejejeje!
    Mil besos y feliz semana!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es mi querida Elisa, todo está excelente.
      Siempre echándome flores, eres un sol. Pero en verdad no es complicado ;)
      Miles de besos para ti también. ¡Hermosa semana!

      Eliminar
  2. ¡¡Uauuuuu!! Maribel esto sí que es una auténtica delicia.
    Me encanta que nos cuentes cosas de ti, me parece sentirte tan cercana, que es como sinos conociéramos de veras.
    Y sí el nombre es un poco largo, pero que te voy a decir yo, si precisamente publico dentro de una horas una ensalada, y tiene el nombre más largo que un día sin pan, ja, ja, ja...
    ¿Y quién no tiene guardado durante meses algún artilugio, que deseábamos con pasión, y una vez en nuestro poder, se nos olvida que está ahí, en el armario de la cocina a buen recaudo?... A mí me pasa, y mucho.
    Como te decía Elisa, esta receta es para auténticas maestras pasteleras como tú, porque a mí no es que me venga grande, sino imposible, mira que lo explicas súper bien, pero solo pensar que no tengo soplete, ¡ves! ya me echa para atrás, ja, ja, ja...
    Por esos me dejas con unas ganas terribles de dulce, que voy a tener que contentar con unas "miserables" pero riquísimas galletas maría, ¡¡Ay xD!!
    Besos mi niña preciosa, y un millón de gracias por endulzarme la vida tan ricamente.
    ♥♥♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajajajaja, los nombres que les pones a tus recetas son perfectos mi Concha preciosa.
      Me alegra saber que no soy la única que le pasa, jeje. Le diré a mi esposo, que a veces me echa unos ojitos de ya sabes qué, jeje. Y me siento un poco culpable, jajaj. Aunque creo que ya se está acostumbrando.
      Ustedes me dicen eso porque me quieren (yo también mucho a ustedes) pero como le decía Elisa, no es complicado. Nada más necesitamos un tiempito.
      Me hiciste recordar mis viejos tiempos, cuando era una niña, me encantaban las galletas María. ¡Disfrútalas!
      ¡Un millón de gracias a ti!
      ¡Que tengas una bonita semana!

      Eliminar
  3. Yo no sé por donde empezar Maribel.... Jijiji
    A ver, me he reído mucho cuando has dicho que fotografías algunas revistas...., te podría decir que muy mal, pero...., yo hago lo mismito ;-) schhhhh
    Respecto a tu portátil, yo he llevado unas semanas sin poder publicar porque se escacharró, ainss.
    También estuvimos una semanita de vacaciones, en el pirineo aragonés, ya ni me acuerdo, pero lo pasamos muy bien mi marido y yo.
    La buttermilk yo la hago casera también pero con limón, me ha llamado la atención que le pusieras vinagre. Lo probaré la próxima vez.
    Referente al soplete, me ocurrió lo mismo que a ti, ¡qué miedo! ¿Verdad?, jiji.
    Te ha quedado perfecto, y es que el bizcocho Guinness es una delicia, queda delicioso.
    El merengue te quedó perfecto, consistente y seguro que delicioso.
    Bueno guapísima, madre mía como me he enrrollado Jijiji.
    Un besín y achuchón fuerte

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaja, ah pues ya no me siento tan mal, la verdad es que hasta dudaba contarles, jejej.
      ¡Qué rico la debieron pasar en la semanita de vacaciones Sil!
      Yo también lo hago con limón, pero tengo la costumbre que cuando hago mezclas de chocolate uso vinagre y para las de vainilla o sabores que no sean chocolatosos, uso el limón. Además el vinagre nunca falta en mi casa y el limón a veces sí, jeje.
      Ay, ¡sí! Tremendo miedo con el soplete, pero ya que empiezas no quieres parar, jajaj.
      ¡Muchos muchos besos y achuchones!¡Gracias por todo!

      Eliminar
    2. Tomo nota del vinagre.
      Un achuchón bonita

      Eliminar
  4. Menuda tarta que nos traes Maribel, tengo pendiente hacer la tarta Guinness, he hecho varias recetas con esta cerveza y siempre han triunfado así que la tarta sigue el mismo camino jajajja
    Un saludo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Marta!
      Sin duda, la tienes que probar.
      Un abrazote.

      Eliminar
  5. Es divertido porque justamente hoy por la tarde estuve en un café y pedí una rebanada de Guiness cake... Me dio curiosidad probarlo! y aunque me costó no elegir mi tradicional carrot cake (si, ya es toda una tradición para mi!) no me arrepentí! Me gustó mucho! Por lo que no me cuesta creerte cuando dices que toda tu familia quedó encantada con la receta! :)
    Te diré un pequeño secreto: yo también he tomado fotos de una receta con mi móvil para poder volver a hacerla... ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Ania!
      Es que el carrot cake es una delicia también, ¡es de mis favoritos!
      Ya veo que no soy la única. Me alegra haberlo confesado,jeje.
      ¡Un beso grande!

      Eliminar
  6. ¡¡Hola Maribel!! Recién llego de mis mini-vacaciones y esperaba tener una gran lista de recetas tuyas pendientes de lecturas, ¡¡y tan sólo hay una!! Ja, ja, cómo te entiendo, a veces las cosas vienen así, y si habéis disfrutado solamente en casa sin hacer nada, me parece fantástico, eso también son vacaciones.
    Y bueno, sólo hay una receta, ¡¡pero vaya receta tan estupenda!! Lo de tu salsa de caramelo bourbon, ya sabía que es una receta para triunfar con ella, pero en una chocolate guiness cake, tiene que estar espectacular. ¡¡Y ese merengue gratinado!! Te aseguro que me encantaría comérmelo también solo a cucharadas. Por cierto, el soplete te ha quedado genial, me encanta el aspecto que le da.
    Ay, Maribel, a ver si te animas a subir recetas más a menudo, porque realmente tienes un don para la repostería. Por cierto, lo de hacerle fotos a las recetas de las revistas, para mi, antes, era impensable, pero desde que soy bloguera, ya lo he hecho más de una vez, ja, ja. Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Isabel! Qué felicidad que ya estés de regreso, ¡bienvenida!
      Lo sé, me fascinó el soplete, ahora no entiendo como viví tanto tiempo sin el.
      Yo que más quisiera que estar comparte y comparte recetas, de hecho aquí tengo fotografías de como 5 0 6, esperando ser editadas. Yo no paro de hornear, es lo que más me encanta hacer. Sólo que a veces el tiempo no me da para sentarme a escribir tanto como quisiera. Pero en estos momentos Saúl está en un campamento y va a durar tres semanas y como son dos horas más que las que iba al preescolar, pienso aprovechar mucho ese tiempo para ponerme a escribir y ojalá pueda tener algunas recetas ya listas sólo para publicar y así no perderme tanto por aquí, jeje.
      En verdad te agradezco tanto tus palabras Isabel. ¡Eres muy linda! Miles de besitos. Nos leemos pronto.

      Eliminar

Publicar un comentario

Favoritos de la Semana