Brownies Doble Chocolate







Anteriormente yo era tan predecible a la hora de pedir postre en algún restaurante, siempre ordenaba brownie con helado de vainilla. Por suerte en la mayoría de los lugares que visitaba tenían el postre que a mí me gustaba.
Llegó el momento en el que yo me interese en hacer postres, y pase de ser la chica que siempre quería brownie a la que quería probar nuevos sabores, nuevas texturas, nuevos postres.

En todos estos años de amor por lo dulce, esta es la segunda receta que hago de brownies. La primera hace cuatro o cinco años atrás y fue un fracaso. No recuerdo cuál era la receta ni de dónde la saque, sólo recuerdo que parecía más un pastel que un brownie, y que al querer sacar del molde no lo pude sacar completo, se desmoronó todo. ¿Cómo un brownie se hizo moronitas? Aún me lo pregunto.

Tiempo después quería probar con otra receta, pero mi esposo me confeso algo: "A mí no me gustan tanto los brownies". Yo quedé en shock, no podía creer lo que estaba escuchando. Así que por más que quería hacer brownies no los hice.

Hace unos meses yo ya estaba más que decidida a hacer brownies, mi esposo ya estaba advertido. Me encontré una receta que me pareció LA MÁS PERFECTA.  Sin embargo lo posponía una y otra vez porque sabía que era algo que mi esposo no lo esperaba con ansias, a diferencia de otros postres que he hecho.





La semana pasada todo cambió.
Miré en la cuenta de instagram de food 52 un sorteo en colaboración con la marca de chocolates Ghirardelli. El ganador se llevaría un paquete de Ghirardelli con un valor de 200 dólares. Sólo tenía que hacer un postre, publicar la fotografía en mi instagram y seguir unos sencillos pasos. ¡Inmediatamente pensé en los brownies! Tenía una barra de chocolate girardelli y era perfecta para poner trozos de chocolate por encima.

Los brownies salieron de mi horno y fueron justo lo que imaginaba y mucho más. Publiqué mi fotografía para el concurso y al día siguiente escogieron mi receta como una de sus favoritas.
No lo podía creer, mis brownies estaban en una cuenta de instagram que es inspiración pura para mí. Estar rodeada entre tantas personas que aman cocinar y que lo hacen de una manera esplendida, ¡es increíble!

Aún no escogen al ganador y siendo sincera no tengo idea de el día que lo harán, pero el que publicaran mis brownies ya me ha dejado más que feliz. ¡Brincando de la emoción!
Esta no era una receta que pensaba publicar esta semana, pero se las tenía que compartir. ¡Teníamos que celebrar!



La receta es de Donna Hay,  al igual que el buenísimo Pan de Plátano y Dátil que hice hace dos años y el súper delicioso cheesecake que hice hace unos meses y les quedé debiendo la receta, sólo los antojé (prometo hacerlo de nuevo).
Esta receta a diferencia de las anteriores no la encontré en su página web, si no en su canal de YouTube. Y no se imagina las veces que miré el vídeo, fueron muchas. Yo alucinaba con el.



Los brownies son lo que le sigue de fácil, nada más necesitamos un bowl y una espátula para hacerlos.

Para la masa usaremos cocoa en polvo, y me encantó eso. Porque al menos yo en casa no siempre tengo barras de chocolate y la cocoa es un básico para mí. Es casi como la harina. Así que si un día se me antojan brownies los puedo hacer sin ningún problema. No tendrán trozos de chocolate, pero igual tendrán un sabor increíble.

La receta original tenía trozos de chocolate en la mezcla, yo decidí poner el chocolate por encima justo en cuanto saque mi molde del horno. -El chocolate se va a derretir poco a poco-.

Se me ocurre que quizás ustedes  lo pueden hacer incluso más chocolatoso, poniendo chocolate en la mezcla y por encima. ¿Qué tal eh?





Brownies Doble Chocolate


Ingredientes.
  • 1 taza (150 g) harina, todo uso
  • 3/4 taza (67 g) cocoa natural en polvo + para molde
  • 1 1/3 taza (267 g ) azúcar granulada blanca
  • 3/4 taza (143 g) azúcar mascabado 
  • 1 cdita. espresso instantáneo o 1 1/2 cdita. café soluble
  • 1/8 cdita. sal de mar fina
  • 1 cdita. extracto de vainilla
  • 175 g mantequilla sin sal, derretida y a temperatura ambiente
  • 3 huevos, a temperatura ambiente
  • Para finalizar, una barra de chocolate cortada en trozos grandes*


Procedimiento.
Precalentamos el horno a 340 °F (170 °C). Preparamos un molde cuadrado de 20 cm; engrasamos con mantequilla, cubrimos con papel encerado, volvemos a engrasar y espolvoreamos con cocoa. Quitamos bien el exceso.

En un bowl ponemos todos nuestros ingredientes secos y los integramos con una espátula de silicon. Hacemos un huequito al centro del bowl y ponemos nuestra mantequilla, extracto de vainilla y huevos. Mezclamos de manera envolvente hasta integrar.
Pasamos la mezcla al molde y alisamos con una espátula.

Llevamos al horno por 50 a 60 minutos. Las orillas deben estar totalmente cocidas, pero al centro todavía se debe sentir suave.
Sacamos del horno e inmediatamente ponemos el chocolate encima, dejamos unos minutos hasta que se derrita. Sacamos del molde y pasamos a una rejilla. Podemos cortar en este punto o esperar a que el chocolate se endurezca. 

Yo no pude esperar a que se endureciera por completo, ¡ya quería comer!
 Las dos formas son deliciosas maneras de comerlos.






Notas.
*Yo utilicé una barra de 113 g con 60 % cacao.

-El usar espresso o café ayuda a resaltar aún más el sabor del chocolate. Sin embargo es opcional.

-Los brownies duran hasta por una semana en un contenedor hermético.

-Los puedes comer calientes, tibios, fríos, como quieras. Pero si te gustan calientitos, serían perfectos con helado de vainilla. Receta casera AQUÍ





Fuente: Receta ligeramente adaptada de Donna Hay


Les dije que mi esposo no es muy fan de los brownies, pues le di a probar. Para mi sorpresa, él fascinado con ellos.
Si a una persona a la que no le gustaban tanto los brownies no pudo parar de comer, se podrán imaginar lo buenos que son. 

Estos brownies tienen justo la textura que debe tener un brownie. Son ligeramente crocantes en las orillas y en la parte de arriba, en el centro son suaves, densos y pegajosos.
¡El placer más "culposo" y delicioso que puede haber!





¡Que lo disfruten!
Bruni's boulangerie


Comentarios

  1. Maribel, pienso que en esta vida hay gente para todo, y si a algunos no les gusta tu brownie, mejor con esos tocamos a más, jajaja... porque yo me apunto a catarlo, sí o sí, mi marido es el de los brownies en casa, le encanta el chocolate, y él era el que los hacía, hasta que todo cambió y por falta básicamente de tiempo, no a vuelto a hacerlos hace ya...¡¿un siglo?!, por lo menos.
    Me alegro que se hayan fijado en tu fotografía, es de las que te dejan sin aliento, solo de verla. Seguro que ganas, ya lo verás, porque pocas cosas se hacen más irresistibles que un dulce de doble chocolate, que te llene la boca, y te haga sentir un placer tan intenso que hasta duele de pensarlo, jajajaja... (¡¡exagerada que es la niña!!, para eso soy andaluza, jajajaja...)
    Besos preciosa, y espero que triunfes con tu brownie.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaj, exacto, ¡nos tocan más! Lo malo que esta vez mi esposo cambió de opinión y resulto que siempre sí le gustan. Bueno al menos estos, ¡le encantaron!
      Lo sé, a veces el tiempo nos gana, pero te aseguro que estos los hacen en un siantamén.
      Jajaja, ¡mil gracias por echarme tanta porra!
      ¡Besos mi Concha preciosa!

      Eliminar
  2. Que buena pinta tiene el brownie. Mucha suerte en el concurso aunque con lo rico que parece y esas pedazo fotos no la necesitas.
    A mi me pasaba un poco como a ti, antes siempre pedía brownie de postre y cuando me empecé a interesar un poco más en la repostería empecé a pedir otras cosas aunque como tengan brownie acabo cayendo y pidiendolo jajajaja
    Un saludo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaj. Pero es que, ¿cómo no caer ante un brownie?
      ¡Muchas gracias Marta!
      ¡Un abrazote!

      Eliminar
  3. Pero como no iban a publicar tu brownie en Instagram si es ¡MARAVILLOSO!, por favor...¡qué rico por Dios!, con lo chocolatera que soy yo.
    Qué delicia, y tú marido bien sabe apreciar lo bueno, ya ves que lo enamoraste un poco más con este dulce.
    Qué tengas mucha suerte, ya nos contarás...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya te imaginas lo feliz que me puse, ¡hice cambiar de opinión a mi esposo!
      ¡Muuuuchas gracias Sil! Achuchones bien grandes.

      Eliminar
  4. ¡¡Hola Maribel!! ¡¡Pedazo de fotografía!! Este brownie no deberían estar entre los favoritos, ¡¡debería ser directamente el ganador!! Has sabido sacarle toda su alma, porque están diciendo a gritos, ¡¡cómeme!!
    Te felicito por la receta, porque aunque esté adaptada de otra, lo cierto es que tú le has sabido dar ese aire conquistador, ¡¡y seguro que es riquísima!! Y sólo hay que ver que has conquistado a tu marido con ellos, sin ni siquiera amar este postre.
    Te confesaré que a mi tampoco era un postre que me terminaba de convencer, ¡¡con lo que me gusta a mi el chocolate!! Pero sólo los comía cuando salía a cenar y los encontraba todos bastante resecos. Cuando visitaba un restaurante nuevo, los pedía de postre, para ver si al final encontraba alguno que me gustara, pero nada. Así que dejé de pedirlos.
    Los primeros intentos en casa, tampoco funcionaron, y no ha sido ya teniendo el blog, y con mucha más experiencia, conseguir unos brownies jugosos. Así que tú lo hayas conseguido a la segunda, no está nada mal. Besitos y feliz semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Isabel! ¡Qué linda! Gracias.
      Sí, es riquísima. Yo creo que a mi esposo también le habrán tocado brownies resecos por eso no le gustaban. Y no tenía intención de probar los míos, jajajaj. Estos brownies no tienen nadaaa de secos, salieron muy bien. Ya sé, últimamente me siento con suerte. Las recetas que he hecho han salido ganadoras.

      Miles de besitos, ¡feliz fin de semana!

      Eliminar
  5. Que Deli! Me encanta el chocolate encima, voy a probar imediamente!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Kate, ¡feliz de tenerte por acá!
      Me cuentas qué tal.

      Eliminar

Publicar un comentario

INSTAGRAM @brunis.b

            

Favoritos de la Semana