Ir al contenido principal

LO MÁS RECIENTE

Empanadas rellenas de crema pastelera y piloncillo

Tal vez recuerden que en una ocasión les decía en facebook, que con la masa que me sobraba de las tartas hacía empanadas.

Aunque no es con todas las masas, hasta el momento únicamente lo he hecho con la pâte brisée, una masa francesaque sigo siendo de mis favoritas, me encanta. Fue la misma que utilicé en la Tarta Francesa con Blueberries y la Tarte au Chocolat.
Y como nada más eran sobrantes de masa, siempre me salían muy pocas empanadas. Hacía falta que toda la masa la dedicara a estas deliciosas empanaditas y les mostrara la receta.
Para rellenar, utilicé crema pastelera y piloncillo. ¡Los dos quedan buenísimos! Yo usé ambos porque nos gustan mucho y se nos hace difícil escoger entre uno de los dos. Ustedes pueden utilizar sólo un relleno, si lo desean. Incluso yo ya las hecho también rellenas de queso crema con mermelada, y también son una delicia.


Como era la primera vez que yo hacía varias empanadas y no sabía con exactitud cuánto ocupaba para rellenar, hice una buena cantidad d…

Muffins de Blueberries + El Gran Secreto para unos Muffins Esponjosos




Después de 4 recetas seguiditas sin horno ya era hora de prenderlo, ¡yo ya lo extrañaba!, ¿y ustedes?

Esta vez voy a tratar de ser lo más concisa posible para poder compartirles las receta hoy mismo, si no, creo que me podría tardar más tiempo. 
Este día ando con las prisas a todo lo que da.

Así que por más que quiera contarles acerca de cómo fue la historia de inspiración de hoy, lo dejaremos para otra ocasión. Les prometo que les contaré.
Lo único que les puedo adelantar es que tengo un nuevo libro, todo un sueño de libro; "Bouchon Bakery" de Thomas Keller y Sebastien Rouxel. 

Es un libro que me ha cambiado por completo, las técnicas que tiene son totalmente diferentes a las que hasta este momento yo había aprendido, ha hecho como un pequeño "reset" en mí.



La masa de estos muffins es muy similar a otras que he hecho, pero tiene un GRAN secreto para que sean lo más esponjosos y húmedos muffins que hayan probado. 
Vamos a dejar descansar la masa por toda la noche o incluso la pueden dejar hasta por 36 horas.
-Esta es la clave, el gran secreto para hacer un gran muffin.-

Como les decía, la masa la mandaremos al refrigerador por algunas horas, pero para estos muffins de blueberries serán sin la fruta. Y como después de refrigerar la masa es mucho más espesa que recién hecha, en esta receta es necesario utilizar blueberries congeladas, si no, se harían mermelada en la masa.
Yo tenía blueberries frescas y las tuve que congelar. Ustedes las pueden comprar ya congeladas, y lo mejor de esto es que congeladas las pueden encontrar todo el año.

Hay recetas en el libro con otras frutas y verduras que si los incluyen en el reposo, como los de zanahoria. Les prometo después compartirles también esa receta.
Los frutos rojos son diferentes porque soltarían liquido de color y pintarían toda la masa.




Y para darle el súper toque final a los muffins, un riquísimo streusel de almendra.





Muffins de Blueberries


Ingredientes.
10 muffins.

Para el Streusel:
  • 1/4 taza + 1 Cda. (60 g) harina, todo uso
  • 1/2 taza + 1/8 taza (60 g) harina de almendra
  • 60 g mantequilla fría y cortada en cubos pequeños
  • 1/8 cdita. sal de mar fina


Para la Mezcla de Muffins:
  • 1 1/4 + 2 Cdas. harina todo uso (200 g)
  • 1/2 cdita. + 1/8 cdita. polvo para hornear
  • 1/2 cdita. + 1/8 cdita. bicarbonato de sodio
  • 1/2 cdita. sal de mar fina
  • 100 g mantequilla sin sal, a temperatura ambiente y textura pomada
  • 1/2  taza (100 g) azúcar granulada blanca
  • 2 Cdas. melaza*
  • 2 Cdas. miel de abeja multifloral (yo utilicé miel de abeja regular)
  • 1/3 taza huevo**
  • 1 cdita. extracto de vainilla
  • 1/4 (60 ml) taza buttermilk***
  • 1 1/4 taza (180 g) blueberries congeladas
  • 1 Cda. harina, todo uso.


Procedimiento.
Para el Streusel:
En un bowl pequeño ponemos todos los secos y mezclamos. Agregamos la mantequilla e integramos con nuestros dedos, sólo cuidando de no aportar mucho calor a la mezcla para que la mantequilla no se suavice. Cuando la mantequilla esté integrada cubrimos nuestro molde y llevamos a refrigerar por al menos 2 horas o hasta 2 días.


Para la Mezcla de Muffins:
En un bowl pequeño ponemos nuestras blueberries y la cucharada de harina, mezclamos bien. Llevamos al congelador en un contenedor hermético.

En un bowl mediano ponemos nuestra harina, polvo para hornear, bicarbonato y sal. Mezclamos muy bien con un batidor globo o un tenedor. Dejamos de lado.

En el bowl de la batidora vamos a acremar la mantequilla a velocidad media por 3 a 4 minutos (si es con KA, utilizar el aditamento de pala), la consistencia debe quedar cremosa. Agregamos el azúcar y batimos por 1 a 2 minutos más, hasta que esté esponjosa la mezcla. Seguimos con la melaza y miel a velocidad baja y batimos por 1 minuto. Siguiendo con la velocidad baja agregamos el huevo y la vainilla, mezclamos por sólo 30 segundos. Incorporamos la mitad de nuestra mezcla de harina y batimos por 15 segundos, ahora agregamos la mitad del buttermilk y mezclamos por 15 a 30 segundos hasta combinar. Repetimos el proceso con los ingredientes secos restantes, seguido del buttermilk.
Con una espátula de silicón terminamos de incorporar muy bien los ingredientes. Cubrimos el bowl y refrigeramos por toda la noche o hasta 36 horas.

Precalentamos el horno a 425 ºF (220 ºC). Preparamos el molde con 10 capacillos. Dejamos de lado.
Sacamos la mezcla del refrigerador y dejamos reposar 5 a 10 minutos a temperatura ambiente, para que se suavice un poco.
Agregamos las blueberries a la mezcla e integramos con una espátula.

Repartimos la mezcla en los 10 capacillos. Si tienes una cuchara de helado, ¡úsala!, es la medida perfecta. (Es poco menos de la medida de 1/3 de taza).
Agregamos 2 1/2 cucharadas de streusel recién salido del refrigerador a cada muffin.

Bajamos la temperatura del horno 350 ºF (180 ºC) y llevamos a hornear nuestros muffins por 35 a 40 minutos, hasta que se miren doraditos y al insertar un palillo salga limpio.







Notas.
*La melaza además de sabor le aporta el color café que tienen los muffins, si no encuentras puedes utilizar miel de piloncillo ya que el sabor y el color es muy parecido. Y por última opción sería utilizar más miel de abeja, sólo que quedarán de color más claro.

**Será necesario batir dos huevos aproximadamente y medir el 1/3 de taza para agregar a la mezcla, el resto no lo necesitaremos.

 ***Buttermilk casero. 1/4 taza de leche entera a temperatura ambiente + 1/4 cdita. jugo de limón o vinagre blanco, dejamos reposar 10 minutos)

-Es muy importante utilizar blueberries congeladas.

-Estos muffins duran de 2 a 3 días en un contenedor hermético a temperatura ambiente. Si hace calor en el lugar donde vives es recomendable refrigerarlos.

-La miga sigue siendo buenísima al pasar los días, sólo el streusel se ve un poco afectado respecto al primer día ya que pierde un poco lo crocante.







Fuente: Receta ligeramente adaptada del libro "Bouchon Bakery" de Thomas Keller y Sebastien Rouxel. 



Los muffins son de esos panes que a mí me gusta comer recién salidos del horno o durante las primeras horas de ser horneados porque es cuando más suave es su miga, con estos muffins no importa si los comes recién salidos del horno o en dos días, seguirán teniendo la mejor miga.

¡No van a poder creer lo esponjosos que son!




¡Que lo disfruten!
Bruni's boulangerie

Comentarios

  1. Ya había probado a dejar la masa en el frigorífico durante una noche y noto que crecen más, pero no sabía que influía en la textura de la masa.

    Tampoco había caído en que tengo que añadir la fruta congelada para que no se deshaga porque la textura de la mezcla es más dura

    ¡Me ha encantado tu entrada de hoy! ¡Besos mil!

    Estoy deseando ver más recetas de esos libros.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los tienes que probar Cuca, ¡te van a gustar mucho!
      Miles de besos. Muchas, ¡muuuuchas gracias por pasarte!

      Eliminar
  2. ¡¡Hola Maribel!! Está muy bien eso de que nos cuentes los secretillos para que mejoremos en nuestras recetas, je, je. Alguna vez que otra también he dejado alguna masa de bizcocho o pastelito en la nevera para que reposen, aunque no había notado que mejoraran especialmente la esponjosidad. En las masas con levadura de panadería, si, claro, los reposos son fundamentales. Creo que tu receta es mágica de principio a fin, y por eso te ha quedado un muffin tan maravilloso. Me encanta su color, además, son super apetecibles, con ese streusel, para que haya más contraste a la hora de morder el muffin. ¡¡Realmente maravilloso, Maribel!! Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo no me guardo nada, me encanta contarles todo lo que voy aprendiendo y descubriendo :)
      Sí, hasta parece magia. ¡A mí me encantó la receta! Estoy muy feliz con ella.
      ¡Miles de besitos Isabel!

      Eliminar
  3. Maribel que te digo yo que tú no sepas, los muffin se me encantan, por aquí existe la falsa creencia de confundirlos con las magdalenas, y a todo se le llama muffins, yo también soy fiel a los buenos libros de cocina y repostería, donde suelo recurrir cuando necesito sacar alguna buena receta diferente, en uno de Le Cordon Bleu es donde aprendí la diferencia entre unos y otras, y aunque yo soy una amante empedernida de todo lo que sea un bizcochito, los muffin me fascinan, sobretodo si están recién hechos.
    Por cierto que ese streusel de almendras le da un aspecto increíble, ¡que lastima no poder tomar uno y comerlo en un par de bocados! Jejejeje
    Besitos guapísima, que pases una feliz semana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya sabes que si por mi fuera serían todos para ti, mi Concha preciosa.
      Tengo que buscar el libro de Le Cordon Bleu, me encantaría tenerlo.
      Por acá también muchas personas no saben diferenciar entre uno y otro, jeje. Sí, recién hechos son de lo mejor. Aunque como les decía, con esta receta en especial los muffins siguen siendo deliciosos aún cuando ya no son recién hechos.

      Muchooooos besos. ¡Bonita semana!

      Eliminar
  4. Me encantan los muffins de blueberries. Tengo la receta de unos en el blog, pero la verdad es que nunca se me había ocurrido refrigerar la masa de los muffins aunque sí que lo había oido para las típicas magdalenas españolas. Me lo apunto para probarlo pronto.
    Un saludo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Tienes que probar la receta Marta!
      Un abrazo grande.

      Eliminar
  5. Me encanta la idea mitad muffin, mitad Streusel! Se ven exquisitos!

    ResponderEliminar
  6. Interesante y deliciosa receta. Me has informado de trucos que no sabía. Hay un refrán que dice.. No te acostarás sin saber una cosa más. Gracias y besitos guapa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo encantada de compartir todo lo que voy aprendiendo. ¡Muy buen refrán!
      Muchas gracias Carmen. ¡Besitos!

      Eliminar

Publicar un comentario

Favoritos de la Semana