Ir al contenido principal

LO MÁS RECIENTE

Paletas de Yogurt y Frambuesa {3 Ingredientes + Saludable}

No se imaginan las ganas que yo tenía de hacer paletas, bueno, paletas en un molde "normal". Porque el año pasado utilicé vasitos desechables de gelatina para hacer las "Paletas Piña Colada".
Yo tenía muchísimas ganas de comprar un molde para paletas, y tenía en mente uno muy especifico. Lo busqué y lo busqué, y nada. Me di por vencida y lo pedí por amazon, algunos vieron cuando llegó porque se los compartí es mis instastories.

Ese día yo estaba con la felicidad que no me cabía. Una, porque recibí un paquete de amazon (de las mejores sensaciones cuando llega el chico de la paquetería con tu preciado pedido), y otra porque lo que me llegó era justo lo que quería y estaba buscando.
Desde que me llegó mi molde para paletas heladas no he parado de hacer. De hecho en todo este mes no he horneado nada (creo que es la primera vez que pasa eso), lo único que me he dedicado hacer son paletas y hielitos.
Las primeras que hice para estrenar mi molde fueron estas "Paleta…

Pastelito de Zanahoria con Piña y Coco




¡Yo adoro con locura los pasteles de zanahoria! 
Cuando empecé a hornear los pasteles que siempre hacía eran los de zanahoria junto con los de chocolate, sobre todo porque en aquel tiempo no tenía mi KitchenAid, tenía un batidora de mano que no aguantaba batir más de 5 minutos seguidos, ¿ustedes creen? y como estos pasteles no tenía que acremar mantequilla con azúcar por varios minutos, si no que utilizaba aceite y nada más necesitan unos cuantos minutitos, eran mi salvación. Y por supuesto estaban buenísimos.

Hoy les traigo un pastel de zanahoria muy diferente a los que yo estoy acostumbrada a hacer, porque este pastelito tiene piña y coco. Es la primera vez que le pongo estos ingredientes, no me animaba a hacerlo. Ya saben, la falta de costumbre. No sé qué estaba pensando, hace tiempo debí hacerlo. ¡Es la mejor combinación!




En la receta de Los Mejores Roles de Canela les dije que iba a dejar descansar el libro "Home Baked Comfort". Tres meses después me encontraba inspirándome en el libro una vez más y haciendo los Panes de higo con Cardamomo...

Hace unos días fui a San Diego y vi estas preciosas zanahorias (me hubiera encantado verlas en mi ciudad) que por meses estaba queriendo encontrar, la primera idea que se me vino a la mente fue "Pastel de Zanahoria" y era una receta de este libro que por más que quiera y les prometa que lo dejaré descansar no he podido. Tiene recetas caseras y excepcionales.

Y aquí estoy otra vez compartiéndoles una receta del libro que me es imposible soltar.



Le hice algunos cambios a la receta. Le quité algo de aceite, tenía un poco de miedo al hacer eso porque pensaba que tal vez no me quedaría bien pero la cantidad de aceite que tenía la receta original me parecía mucha. Seguí mis instintos y ¡funcionó! Quedó de maravilla.
Le agregué nueces pecanas, un poco de nuez moscada recién rallada y cambié la piña de lata por piña fresca, tuve la suerte de encontrar una deliciosa piña madura en el mercado, esta si la compré en mi mercadito local, a unas cuantas cuadras de mi casa.
También intercambié una parte de azúcar blanca por mascabado, esta azúcar me encanta y siempre que tengo oportunidad la uso.
Y por último decidí cambiarle el frosting para no ponerle cantidades exorbitantes de queso crema y azúcar glass. 
Aún así la crema que prepare es dulcesita y como el pastelito no es nada empalagoso, juntos, ¡hacen un equilibrio perfecto!



Le llamé pastelito a este "pastel" porque para mí un pastel es por los menos de dos capas (excepto por el Pastel de Elote que no tiene nada que ver con un pastel, pero así le llamamos en mi país y estoy acostumbrada a ese nombre) y no le quise llamar pan de zanahoria por que no es un pan, es muy esponjosito para ser un pan y además tiene esa riquísima crema. 
Ustedes lo pueden llamar como quieran, como verán yo en esta ocasión tuve un poco de conflicto en ponerle nombre a la receta. 

Y si ustedes desean pueden dividir en dos moldes más pequeños la mezcla para hacer un pastel de dos capas. Sólo deben cuidar no llenar más de la mitad los moldes porque sube casi el doble de su tamaño y estar muy al pendiente del tiempo de horneado ya que va a variar.





Pastelito de Zanahoria con Piña y Coco


Ingredientes.

Para el Pastelito:
  • 2 tazas (300 g) harina, todo uso + para molde
  • 1 1/2 cdita. bicarbonato de sodio
  • 1/2 cdita. sal de mar fina
  • 1 cdita. canela molida en polvo
  • 1/4 cdita. nuez moscada, recién rallada (opcional)
  • 3 huevos, a temperatura ambiente
  • 1 taza (200 g) azúcar granulada blanca
  • 1/2 taza (95 g) azúcar mascabado
  • 3/4 taza (180 ml) aceite de canola o vegetal + para engrasar el molde
  • 1 cdita. extracto de vainilla
  • 3 tazas de zanahoria rallada fina*
  • 1/2 taza (53 g) nuez pecana, troceadas y ligeramente tostadas
  • 1 taza (100 g) coco rallado dulce, ligeramente tostado
  • 1 taza de piña fresca madura en cubos, trituramos y quitamos el juguito que salga.

Para el Frosting:
  • 210 g queso crema, a temperatura ambiente y suave (utilicé philadelphia)
  • 1 taza (120 g) azúcar glass
  • 1 taza (240 ml) crema batida fría (heavy cream)

Opcional para finalizar
+ coco ligeramente tostado
+ nueces pecanas  ligeramente tostadas (sin trocear)



Procedimiento.

Para el Pastelito:
Precalentamos el horno a  350 ºF (180 ºC). Preparamos un molde de 9 x 13 inch (23 x 33 cm), engrasamos con aceite, ponemos papel encerado en el fondo y laterales, y enharinamos. Dejamos de lado.

En un bowl ponemos nuestra harina, bicarbonato, canela, nuez moscada y sal. Integramos los ingredeintes secos con un batidor de globo o un tenedor.

En el bowl de la batidora agregamos el aceite, huevos, extracto de vainilla, azúcar granulada y mascabado, Batimos a velocidad media-alta hasta que los ingredientes estén integrados, 2 a 3 minutos. 

Bajamos la velocidad y agregamos la piña, zanahoria, rallada, coco y nueces. Seguimos con velocidad baja y agregamos los ingredientes secos, batimos sólo hasta incorporar. Podemos terminar de integrar los ingredientes con una espátula de silicón.
Vaciamos la mezcla en el molde y llevamos al horno por 40 a 55 minutos, hasta se mire doradito y al insertar un palillo salga limpio.

Dejamos en el molde por 10 minutos. Pasado ese tiempo sacamos del molde, pasamos a una rejilla y quitamos el papel encerado. Dejamos enfriar por completo.


Para el Frosting:
Llevamos la crema espesa al congelador por 5 minutos. Cernimos el azúcar glass si tiene grumos.
Batimos el queso crema y azúcar glass a velocidad media-alta por 2 a 3 minutos (con el aditamento de batidor globo) hasta que esté suave y esponjosa la mezcla. Agregamos la crema espesa recién salida del congelador en forma de hilo. Batimos 2 a 3 minutos más, hasta que tenga consistencia un poco firme y untable. 


Para el Armado:
Pasamos el cake a una charola o a un plato grande, yo lo puse boca abajo porque es más lisito y más doradito de ese lado.
Ponemos toda la crema y esparcimos con una espátula y finalizamos con el coco rallado y las nueces por encima.




Notas.
*Si encuentras zanahorias así de delgaditas como las mías vas a necesitar aproximadamente 7 y si son más gruesas 4.

-Si no tienes piña fresca puedes usar de lata.

-Es muy importante que el queso crema esté suave para que no se hagan grumos en nuestro frosting.

-Guarda tu pastelito bien cubierto en el refrigerador. Te va a durar de 3 a 4 días.

-Cuando hago pastel siempre les recomiendo sacar del refrigerador unos minutos antes de comer para que tome temperatura ambiente, pues este es súper rico recién salidito del refri y frío. Lo pueden comer como más les guste.




Fuente: Cake inspirado y adaptado de  Home Baked Comfort de Williams-Sonoma | Frosting Bruni´s boulangerie



Es una combinación de sabores más que deliciosa. No sé que les parezca el agregado de piña, yo tarde años en animarme a ponerle porque no estaba acostumbrada.
Una cosa que también me encantó es que me quedó más oscurito que a todos los que había hecho anteriormente, y a mí es así como me gustan. Y creo que eso es debido a la piña, en una ocasión leí sobre eso, pero no me hagan demasiado caso, no estoy 100 % segura que sea así. Pero bueno, si hacen esta receta así de oscurito, bonito, húmedo, esponjoso, lleno de sabor, ¡les va a quedar!
Ah, y ese frosting les va a fascinar.


P.D. Mil gracias a todos los que me ayudaron en  el facebook de Bruni´s boulangerie a  decidir la receta de esta semana. Para los que votaron por las "Galletas con Crema de Cacahuate (sin harina)", tendremos la receta la próxima semana.





¡Que lo disfruten!
Bruni's boulangerie

Comentarios

  1. Mi querida amiga, has hecho muy bien en animarte hacerlo por que te ha quedado de cine, tanto de presencia que esta de lo mas bonito como de sabor que tiene que estar delicioso. Mil besicos Princesa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Mil besitos a ti mi querida María! ¡Muchas gracias!

      Eliminar
  2. Siempre que quiero consultar alguna receta de un buen libro de cocina o de un chef famoso, vengo a tu blog, está lleno de recetas de ellos o de recetas adaptadas de ellos, ya que no soy de comprar muchos libros de cocina, me viene genial, enhorabuena por el blog y gracias por compartir. Saludos Desde Catalunya
    Yaiza,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me ha hecho muy feliz recibir tu comentario.
      Muchas, muchas gracias Yaiza.
      ¡Un abrazo!

      Eliminar
  3. Uf!! Como deben de estar esas galletas con crema de cacahuete y encima sin harina ¡que ricas!, ya tengo ganas de que las publiques.
    bueno la receta de hoy me chifla, si recuerdas mi primer bizcocho de zanahoria lo hice para el pasado cumpleaños y me encantó la combinación de especias junto con la zanahoria, es increíble. Me sorprendió muy gratamente pero más me ha sorprendido este pastel con el aporte de piña y coco, le debe aportar mucha jugosidad, imagino que quedará un poco húmedo ¿es así?.
    Guardo esta receta en mi lista de pendientes porque seguro que la haré cualquier tarde.
    El Frosting una delicia y si encima queda tan equilibrado que no queda muy dulce, mucho mejor, ya sabes que a mí los bizcochos me gustan con el punto justo de dulzor. Sosa que es una jiji.
    Pasa un bonito día.
    Achuchones,
    Sil

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En esas ando Sil, escribiendo la receta, jejeje. Espero muy pronto tenerla en el blog y que te guste.
      Sí, queda húmedo y delicioso. Es que los bizcochos de zanahoria son buenísimos.
      Bonito día para ti. Muchos achuchones.

      Eliminar
  4. ¡¡Hola Maribel!! ¡¡Pero qué combinación tan estupenda!! A mi me encanta la combinación piña-coco, es muy exótica y refrescante. He hecho varios pasteles así, pero no con la zanahoria, y por lo que dices, la mezcla es brutal, ¡¡de buena!! Además, la presentación es fabulosa, con ese frosting tan estupendo que has hecho, y tan acorde al bizcocho, pues se complementan a la perfección. Yo soy de tu opinión, que si algo no convence de la receta, hay que cambiarlo, a mi me funciona casi siempre (aunque en alguna ocasión he metido la pata, ja, ja). Ya ves, este bizcocho te ha quedado jugoso y tierno, tal vez si hubieras añadido más aceite hubiera quedado más aceitoso, lo bueno es que has acertado.
    Para mi, pastel, es lo que has hecho hoy, normalmente de una capa, y pastelito, porciones pequeñas de pastel, ja, ja. Pero se llame como se llame, lo importante es que todo te queda estupendo. Y más con esas zanahorias tan estupendas que compraste, con sus partes verdes y todo, ¡¡como la de los dibujos, ja, ja!!
    Y oye, las galletas de crema de cacahuete también tienen que estar estupendas. Yo nunca te digo qué me apetece más que hagas primero, ¡¡porque para mi todo es estupendo y todo me va a gustar, je, je!! Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo en varias, variaaas ocasiones he metido la pata, jajajaja.
      Sí, me temía que si le quitaba aceite me quedara seco, pero no, resulto muy bien. Creo que tal vez se lo tengo que agradecer a la piña, jejej.
      No sabía que por tu tierra también existía la palabra "pastel". Acá pastelito es un pastel en porciones pequeñas o un pastel pequeño, jajaj, no sé si también le llamen pastel a esto que hice, tal vez sí. Yo sentía que si ponía pastel además que no estoy acostumbrada a ese nombre, se sentirían engañados esperando un pastel de capas, jajaja. Pero ya vez, gracias al cielo los bloggers podemos poner el nombre que más nos guste, jajajaj.
      Sí, están muy lindas mi zanahorias :) tuve suerte de encontrarlas.
      Mil gracias Isabel, a pura risa me has tenido con tu comentario. ¡Gracias por ser tan linda! Besitos.

      Eliminar
  5. Un pastel delicioso, yo aprendí a hacer un carrot cake con yogur de piña (con sus trocitos de fruta) y la verdad, el sabor que le aporta es realmente fantástico, este tuyo se ve delicioso y de lo más apetecible. Gracias por compartir. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, la piña le da un sabor delicioso. ¡Muchas gracias! ¡Un abrazo grande!

      Eliminar
  6. Maribel, aquí se suele llamar tarta de zanahorias, bizcocho de zanahorias, o pastel de zanahorias, eso depende del momento del día en que te pille, y de las ganas que tengas de comer una cosa u otra, en definitiva, que cada uno lo llama como quiere, pero lo que sí es seguro que todo el mundo perdería la cabeza por un trozo de tu delicioso pastelito.
    Y ese frosting, se ve súper rico, yo lo hice para mí Red Velvet, y no como no tengo esa maravillosa maquinita, lo hice a mano y no me quedó demasiado mal, claro que yo no me dí tanto arte decorando mi tarta como tú, es que eres una artista como la copa de un pino.
    DELICIOSO
    Besos y que pases un buen dia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Apenas hace con Isabel me voy enterando que también llaman "pastel" a este tipo de preparaciones, no lo sabía. Bizcocho y tarta lo he visto muchas veces pero pastel nunca. Hasta pensaba que se les hacía raro ese nombre, jajaj. Como ya vez que tenemos una gran cantidad de nombres muy diferentes. Hoy aprendí algo nuevo.
      Este tipo de frosting con el red velvet cake es de lo mejor, ¡ya me antojaste!
      No te miento al decirte que nada más vacié todo el frosting al centro y empece a esparcirlo con la espátula. Me gusta mucho el aspecto rústico en los postres y creo que tienen su encanto. Y, claro lo hago con mucho amor, jejej.
      Mi Concha preciosa gracias por ver con ojos de cariño todo lo que preparo. Muchos, muchos besos. ¡Bonito día!

      Eliminar
    2. Mi Concha preciosa, me voy dando cuenta que escribí una palabra de más, ese *hace después de apenas, jajaj. Espero haberme entendido, Sorry. :)

      Eliminar
  7. Que rico, que buena pinta madre mía

    ResponderEliminar
  8. Soy completamente fanática del pastel de zanahoria!! Nunca he probado la version con coco y piña pero no me cuesta creerte cuando dices que es muy rica!! Puedes estar segura de que la probaré! (Una vez que haya perdido unos kilitos para el verano! ;) )
    Besitos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Lo tienes que probar Ania! Bueno, pero pasando el verano, jejej.
      ¡Miles de besitos!

      Eliminar
  9. Este pastel es muy rico y tu versión es genial, tiene una pintaza tremenda. Tomo nota. Besitos.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Favoritos de la Semana